ÍNDICE
Comparta sus comentarios
Links que vale la pena visitar
NOTICIA
Compartir en facebook

Marisol Pérez Tello, Salvador Herencia Carrasco y Ricardo Valdés

Opiniones sobre Plan Nacional de Derechos Humanos y la infancia

Sobre la prioridad que el recientemente aprobado Plan Nacional de Derechos Humanos 2014-2016 ha dado a las políticas dirigidas a la infancia y la adolescencia, opinan: la congresista Marisol Pérez Tello; el ex asesor del Viceministerio de Derechos Humanos y Acceso a la Justicia, Salvador Herencia Carrasco; y Ricardo Valdés, presidente de Capital Humano y Social Alternativo.

Marisol Pérez Tello: “Esta iniciativa del Ejecutivo zanja el debate en torno al Código del Niño, Niña y Adolescente”

“Es importante que se haya aprobado el Plan Nacional de Derechos Humanos. Me parece importante que en uno de los objetivos de este Plan referidos a infancia trate específicamente la prohibición de castigos corporales. Yo no lo llamaría castigo físico y degradante; en países como Costa Rica y Venezuela no hablan de castigos corporales, sino de buen trato, lo que invita a una mayor reflexión sobre cómo debemos educar a nuestros hijos. En ambos países se dio un debate sobre la capacidad de corrección que tienen los padres, y la prohibición del castigo corporal era muy difícil que generara conciencia sobre lo que en realidad se planteaba, que era el derecho de los hijos a ser educados con amor, por eso se incorporó el término buen trato. Actualmente en el Congreso hay una propuesta de Código del Niño, Niña y Adolescente que no incluye la prohibición del castigo físico y degradante. Esta iniciativa del Ejecutivo al promulgar el Plan Nacional de Derechos Humanos, que prohíbe este tipo de castigo,  zanja el debate en torno a este Código. Si hubiera consecuencia en el gobierno, su bancada tendría que votar en la misma línea del Plan promulgado por el Ejecutivo; de lo contrario, habría una inconsistencia grande. Con este Plan también se zanja, además del tema de la prohibición de castigos corporales, el debate en el Congreso respecto al tema de un lenguaje de género inclusivo que está ausente en la actual propuesta de Código del Niño y Adolescente, que debe llamarse Código del Niño, Niña y Adolescente, y que los programas sociales dirigidos a niños, niñas y adolescentes incluyan programas de salud de derechos sexuales y reproductivos”. 

Salvador Herencia Carrasco: “El mayor énfasis del Plan está en la articulación de los programas sociales destinados a la infancia”

“El Plan Nacional de Derechos Humanos 2014-2016 enfatiza la protección de los grupos más vulnerables, que incluyen a la niñez y la adolescencia. Posiblemente estos grupos sean los que cuenten con el mayor número de acciones en este Plan, que comprenden el fortalecimiento de los programas de educación, incluyendo la educación intercultural bilingüe, y la formación en derechos humanos desde la etapa escolar. En el ámbito legislativo, se destaca la erradicación del castigo corporal y la adopción de un Código del Niño, Niña y Adolescente que esté en plena concordancia con la Convención de los Derechos del Niño. Sin embargo, el mayor énfasis del Plan está en la articulación de los programas sociales destinados a la infancia, destacando la recientemente adoptada estrategia ´Incluir para Crecer´. De forma complementaria, el Poder Ejecutivo adopta el compromiso de erradicar el trabajo infantil, implementar programas para evitar el bullying en los colegios, implementar el plan de tratamiento del adolescente en conflicto con la ley penal, y diseñar un programa de educación sexual en los colegios. Lo que procura el Plan Nacional de Derechos Humanos es precisamente la articulación de las distintas entidades a cargo de programas sectoriales, asegurando que el concepto de protección integral se haga bajo un enfoque de derechos humanos”. 
 
Ricardo Valdés: “El Plan Nacional de Derechos Humanos trata de resaltar la necesidad de proteger a la infancia”

“El Ministerio de Justicia ha hecho un esfuerzo enorme para sistematizar la inmensa dispersión, que el propio Plan Nacional de Derechos Humanos reconoce, en términos de políticas, específicamente de protección a la niñez y adolescencia. En ese sentido, debemos resaltar el objetivo de este Plan, que es dar una visión de derechos humanos que permee toda la política pública. En la promoción y protección de los derechos humanos de la niñez y adolescencia es interesante que el Plan dé un rol prioritario a lo que es el Plan Nacional de Acción por la Infancia y la Adolescencia  (PNAIA 2012-2021); es en ese sentido que trata de resaltar la necesidad de proteger a la infancia. Saludamos este Plan, pero no sin cierta preocupación, ya que en los indicadores de metas todos los aspectos relacionados a trata de personas han sido obviados. Además, es un Plan que tendrá  serias dificultades para ser aplicado, porque no se ha podido resolver el aspecto presupuestal. Si uno recorre todo el Plan, no va a encontrar al Ministerio de Economía y Finanzas (MEF). Creo que es el momento de que el MEF esté presente en los planes como uno de los responsables. Si para proteger los derechos humanos de los niños, por ejemplo en situación de trata, vamos a usar el Plan, y en éste, a su vez, hay una ausencia del tema presupuestal, entonces se va a dar un entrampamiento”.     



IR AL ÍNDICE

inversión en la infancia Bernard Van Leer Foundation Salgalú fundación telefónica
Calle Los Halcones 249 - Urb. Limatambo, San Isidro. Lima, Perú | 422 - 4241 | contacto@inversionenlainfancia.net