ÍNDICE
Comparta sus comentarios
Links que vale la pena visitar
NOTICIA
Compartir en facebook

¡Necesitamos preocuparnos más!

Acabar con las brechas en las niñas y adolescentes mujeres desde la educación.

Entre los años 2016 y 2018 los Centros de Emergencia Mujer  (CEM) atendieron un total de 6 828 niñas menores de 14 años, víctimas de violación; de las cuales 562 se encontraban en situación de embarazo. Al igual que este caso existen diversas dificultades que afrontan las niñas y adolescentes mujeres en el país, por lo que es necesario –desde el sector educación, principalmente–, accionar por su bienestar, oportunidades y cuidados.

Durante el programa La primera infancia primero de Salgalú Tv, presidenta del Grupo de Iniciativa Nacional por los Derechos del Niño – GIN, Ana Maria Watson, dijo que si hoy en día comenzamos a empoderar a las niñas, estaremos invirtiendo en el futuro del país toda vez que las brechas en su contra aún son visibles.

“Para este caso la educación juega un rol muy importante no solo para las niñas, sino también para los niños y las/los adolescentes”, declaró Watson,  quien resaltó si se logra que el Ministerio de Escomía junto al Estado Central sensibilizados puedan invertir en la prevención y mejorar la educación, se podrá lograr tener una sociedad distinta en los próximos diez años.

“Aquello hay que construirla, es un proceso de formación y para eso está la educación”, comentó quien además aseguró sino prevenimos la violencia en la mejora por la infancia, no será posible lograr las metas que tracemos. “¡Necesitamos preocuparnos más!”.

En esa línea, Ana Cecilia Romero, coordinadora del Observatorio de Infancia y Medios – GIN, asentó en la necesidad de atender la situación y oportunidades de las niñas y adolescentes  mujeres tiene que ver con el reconocimiento de ellas para el desarrollo de los países como el nuestro, puesto  que la infancia y adolescencia representa más del 30 % de la población.

“Cuando desarrollamos las capacidades de las niñas y adolescentes femeninas estamos garantizando el empoderamiento y sus capacidades de ellas (niñas y adolescentes mujeres) que crean en sí mismas para que puedan influir en sus familias y en la sociedad”,  apuntó.

De acuerdo al CEM, el año pasado 2 344 niñas y adolescentes entre 7 y 14 años han sido madres. Siendo así que las regiones cual tienen el mayor número la encabeza Lima, con 381 y Loreto 255.

Además, aún persiste una brecha importante sobre las niñas para terminar la secundaria, en el cual dentro del área rural el porcentaje es de 47.8 %, área urbana 79.6 %, no pobre 77.9 %, pobre 51 % y pobreza extrema 30.6 %.

Trabajar en su empedramiento para evitar estas dificultades desde la educación, será vital para seguir construyendo su futuro y el futuro de todos.

IR AL ÍNDICE

inversión en la infancia Bernard Van Leer Foundation Salgalú fundación telefónica
Avenida José Pardo 741, Miraflores. Lima, Perú | 422 - 4241 | contacto@inversionenlainfancia.net