ÍNDICE
Comparta sus comentarios
Links que vale la pena visitar
ENTREVISTA
Compartir en facebook

Fernando Grandez, vicepresidente de REMURPE

“Vemos con mucha preocupación que hay un retroceso, un estancamiento, en el proceso de descentralización”

Fernando Grandez, alcalde provincial de Huallaga, región San Martín, y vicepresidente de REMURPE, en entrevista en el programa Opinión de Salgalú TV Online, durante el CAMUR 2013.
Entrevista: Fernando Gamio

En el siguiente diálogo, Fernando Grandez, alcalde provincial de Huallaga, región San Martín, y vicepresidente de la Red de Municipalidades Urbanas y Rurales del Perú (REMURPE), analiza las preocupaciones de los alcaldes respecto al desarrollo social de sus comunidades, las políticas de inversión en la primera infancia y al proceso de descentralización. Grandez participó en la IX Conferencia Anual de Municipalidades - CAMUR 2013, que el 16 y 17 de octubre reunió a más de 150 alcaldes rurales de todo el país.  

¿Cuáles son sus impresiones de este encuentro de alcaldes rurales CAMUR 2013?


Estamos contentos por esta IX Conferencia Anual de Municipalidades CAMUR 2013, la que anualmente se viene desarrollado ininterrumpidamente estos últimos años. CAMUR 2013 es totalmente diferente porque en esta oportunidad ya no contamos con el apoyo de la cooperación internacional ni de los cooperantes que año tras año nos han venido brindando el financiamiento para que podamos realizar este evento. Este año nosotros lo estamos financiando íntegramente. Creo que es importante la participación de alcaldes, alcaldesas, funcionarios de diferentes gobiernos locales y autoridades que trabajan por el municipalismo en el país.

¿Cómo ha visto la participación de los alcaldes distritales y provinciales en esta conferencia?

En nuestro país, como no tenemos formación política para ser gestores públicos, no hay mucho compromiso para conocer un poco más lo que significa el quehacer de los gobiernos locales. Los alcaldes estamos pensando más en gestionar obras y presupuestos, que en conocer algunas estrategias que nos pueden ayudar a consolidar el desarrollo territorial de nuestros pueblos. En ese sentido, estas conferencias no sólo sirven para difundir las experiencias exitosas en desarrollo social que existen en algunas municipalidades del país, sino también experiencias a nivel internacional, en países como Bolivia, Colombia y Ecuador, que en años anteriores ya nos han acompañado.

¿Cómo ven el proceso de descentralización, considera que en estos últimos años hay avances o retrocesos?

Tengo ocho años en la gestión y en el discurso de apertura hemos hecho un recuento de todo lo que hemos hecho desde la primera CAMUR hasta el día de hoy. Hemos podido notar que en reiteradas ocasiones los temas han sido los mismos: descentralización e inclusión social. Hablar de la descentralización y la inclusión social está de moda en el actual gobierno nacional, pero los alcaldes manejábamos estos temas desde hace 8 ó 10 años atrás. Vemos con mucha preocupación que hay un retroceso, un estancamiento, en el proceso de descentralización. En CAMUR del año pasado tuvimos un intercambio de experiencias sobre todas las trabas que existen en América Latina para hacer una descentralización efectiva. Encontramos una especie de trampas como una justificación para que no se dé la descentralización. Una de esas trampas es la falta de capacidades. Esta trampa es falsa, porque los gobiernos locales existimos incluso antes del mismo proceso de descentralización. Sí estamos preparados, capacitados, lo que falta es fortalecer el capital humano en los diferentes espacios de nuestro país para que este proceso de descentralización continúe y no se vea estancado y retrocediendo, como ahora.

¿Entonces, no se puede hablar, ni remotamente, de una descentralización efectiva, y menos aún una descentralización del presupuesto?

El presidente Ollanta Humala durante su campaña electoral se presentó en la CAMUR. A partir de ese momento subió en las encuestas; en su mensaje a más de 450 alcaldes vimos a un candidato que tenia voluntad descentralista. Nos habló de la formación de las macro regiones, de trabajar descentralizando los presupuestos, nos habló de un SNIP (Sistema Nacional de Inversión Pública) regional; pero son cosas que hasta la fecha no vemos. Lo que se dio de manera inmediata fue la formación del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social, pero para nosotros su creación es una clara muestra de que no hay voluntad política para hacer una descentralización efectiva en el país porque con el Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social se han recentralizado los programas sociales. Los programas sociales se manejan ahora desde Lima y desde la capital se tratan de controlar. Como alcaldes podemos percibir que sólo estamos como una especie de coordinadores y ni siquiera como  fiscalizadores. Esa forma de trabajo, de intervención, es una clara muestra de que no hay voluntad política para descentralizar.

"Qali Warma es un programa muy importante, pero debe mejorar", indicó Fernando Grandez.
Una de las banderas del gobierno es la inclusión social. ¿Cómo ven los alcaldes las políticas de inclusión social que viene impulsando el gobierno?

El presidente Humala siempre ha dicho que para hacer inclusión social hay que construir buenas vías de comunicación para que las personas que están en lugares muy alejados puedan acceder a mejores servicios; eso nos parece ideal. Lo que no nos parece es la forma cómo se está interviniendo; los programas sociales  se manejan desde Lima. ¿Por qué? Por la desconfianza hacia los gobiernos locales en cuanto al manejo del presupuesto, de las formas administrativas. Creo que el Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social debería haber servido como un ente regulador de políticas públicas que permita intervenir de acuerdo a las realidades de cada región, de cada departamento, o de cada cuenca, pero no que se intervenga desde Lima y que las municipalidades solamente hagamos el papel de coordinadores o de observadores.

¿Desde los municipios rurales se ven los programas sociales como asistencialistas o como acciones que contribuyen efectivamente en la lucha contra la pobreza y a favor del desarrollo?

Estos programas no deberían ser programas eternos, deberían ser programas que ayuden a ciertos niveles o estratos socioeconómicos para poder salir de la mala situación en la que se encuentran. La población no puede vivir toda la vida con asistencialismo, eso es malo. Por ejemplo, Qali Warma es un programa muy importante, pero debe mejorar. El programa del Vaso de Leche es el único programa que los municipios operan. Los alcaldes provinciales a nivel de todo el país tenemos la infraestructura, la logística, para ayudar a que Qali Warma sirva a todo el país para los fines que se ha creado: atender a los niños de educación inicial y de primaria con los alimentos básicos, como el desayuno y el almuerzo.  

Sin embargo, este programa ha sido duramente criticado…

Ha sido criticado justamente porque se maneja desde Lima. Los municipios, es decir los alcaldes, deberían ser los responsables de manejar este programa. Como se maneja desde Lima, los adversarios políticos del gobierno aprovechan las denuncias sobre el funcionamiento de este programa para atacar al gobierno. Los alcaldes estamos dispuestos a apoyar el programa Qali Warma.

Como alcalde provincial de Huallaga, en la región San Martín, ¿cómo viene combatiendo la desnutrición crónica infantil?

Somos pocas las municipalidades que estamos trabajando a favor de la inversión en la infancia. En el Presupuesto Participativo, casi la mayoría de actores que participan en la distribución del presupuesto, nunca ponen como condición un programa para la niñez, la población más está pensando en la cancha de fulbito, la carretera, el puesto comunal, no piensa en un programa que ayude a la niñez. Somos las autoridades y los líderes locales quienes tenemos que ver cuáles son las mejores posibilidades de inversión para poder ayudar a contrarrestar estos problemas. En ese sentido, hemos hecho mucha inversión para la infancia, hemos trabajado con las salas de estimulación temprana, apoyamos los PRONOEI (Programa No Escolarizado de Educación Inicial), y estamos permanentemente mejorando la infraestructura  de las instituciones educativas para que el programa Qali Warma pueda atender a los niños a través de cocinas y comedores sin ningún tipo de complicaciones.

En Piura se ha creado una Autoridad por la Primera Infancia, ¿esta experiencia podría servir como un referente para otras regiones para articular las políticas a favor de la primera infancia?
 
Creo que sí. El año pasado estuvimos interesados en desarrollar esa experiencia en San Martín, lamentablemente no logramos concretar esta idea. Espero que a través de REMURPE podamos consolidar y hacer un modelo de articulación a favor de la infancia como el que existe en Piura.

"Nos gustaría que así como los alcaldes convocamos y conversamos con otros alcaldes, esto también suceda en los otros niveles del Estado" afirmó Fernando Grandez.
¿Cómo ve la articulación a nivel nacional, regional y local en relación a las políticas dirigidas a la primera infancia?

Casi igual que todas las intervenciones: hay poca comunicación, que es un tema fundamental. Nos gustaría que así como los alcaldes convocamos y conversamos con otros alcaldes, esto también suceda en los otros niveles del Estado. Pocas veces los gobiernos regionales convocan a los alcaldes provinciales, y en lo que va de la gestión del presidente Humala, el gobierno nacional sólo nos ha invitado en dos oportunidades.

¿Cómo ven desde REMURPE el presupuesto dirigido a la primera infancia?

Creo que tenemos que empezar a fortalecer las intervenciones dirigidas a la primera infancia para que los alcaldes puedan dirigir o direccionar el Presupuesto Participativo, y no dejarse convencer por algunos líderes o algunas necesidades que las comunidades tienen y que priorizan antes de la inversión a favor de la infancia, que es muy importante para el desarrollo del país.

Es decir ¿no hay un priorización de la inversión a favor de la primera infancia en este momento, se sigue priorizando la inversión en fierro y cemento?

Por supuesto que se sigue priorizando la inversión en fierro y cemento. Eso también viene desde la propia sociedad civil y no solamente de las autoridades, porque la población no ha interiorizado la importancia de de la inversión a favor de la primera infancia, que es fundamental.


IR AL ÍNDICE

inversión en la infancia Bernard Van Leer Foundation Salgalú fundación telefónica
Av. Javier Prado Oeste 1586 ofc. 201 San Isidro. Lima, Perú | 422-4241/222-0919 | contacto@inversionenlainfancia.net