Edición 127
Inversión en la Infancia
COLUMNA DE OPINIÓN
Ahora, que jueguen los niños
En homenaje al maestro y amigo Eduardo Bustelo, fallecido recientemente, el Grupo Impulsor Inversión en la Infancia pública el artículo “Ahora, que jueguen los niños”, que el recordado Eduardo Bustelo, que tanto ha aportado a favor de la infancia, escribiera hace un tiempo y que nosotros publicamos en la edición 102 de este Blog en abril de 2013.



Afirma Giorgio Agamben, el limbo puede definirse como la experiencia de los niños muertos sin bautismo y que no tienen ninguna culpa pero que permanecen en la culpa del pecado original. No pueden ser condenados al infierno puesto que no cometieron ningún pecado y permanecen alejados perpetuamente de la contemplación de Dios. Tampoco podrían ir a la contemplación definitiva de Dios puesto que conservan la mancha originaria del pecado. Santo Tomás explica que los niños del limbo no experimentan dolor pues no pueden sufrir una pena por alguna falta que no cometieron. No tienen conciencia de estar privados del bien absoluto, por lo tanto, no caen en la desesperación como los condenados al infierno. Agamben explica que, están como “definitivamente perdidos, habitan sin dolor en el abandono divino”. Sin la felicidad de los que se salvaron ni la desesperación de los condenados viven en una tristeza suspendida. Se trata de criaturas en una situación muy grave ya que están anuladas: ni condenadas ni salvadas, sujetas a una invalidación radical. Esto nos remite a una dramática pregunta: ¿No es el limbo “la realidad” de la infancia en la cultura?

El limbo es una metáfora más que fuerte respecto a la situación de la infancia y muy particularmente a su status jurídico. Me refiero al estado de excepción, una de las categorías más profundas formulada por Agamben, donde analiza “la ambigüedad constitutiva del orden jurídico por el cual éste parece estar siempre al mismo tiempo afuera y adentro de sí mismo, a la vez vida y norma, hecho y derecho”. Se ha constituido en la forma regular de gobierno moderno. La legalidad del orden jurídico y su continuidad consiste en legalizar la exclusión de quienes no tienen derechos y suspenderlos como excepción. En otras palabras: los derechos de la infancia se reconocen en su condición de existencia pero se desconocen en su condición de ejercicio. Esto puede instalar al derecho peligrosamente en una relación con la vida, protegiéndola, o en su inverso que es lo más frecuente: la vida sin protección del derecho. Agamben citando a Benjamín dice: “la tradición de los oprimidos nos enseña que el estado de excepción en el cual vivimos es la regla”. Si el estado de excepción es la regla aboliendo así la aplicación de la ley, ello borra dramáticamente la distinción entre violencia y derecho, entre ley y verdugo, y por ende, la policía también se mueve en estado de excepción.

M. Foucault explica la correlación entre el orden jurídico y el poder, en su libro La Verdad y sus Formas Jurídicas. Recorre la historia de las distintas formas a través de las cuales las sociedades implementaron normas definidas como “verdad” desde un supuesto poder -el poder judicial- como si éste estuviera afuera del sistema de poder. Así, el poder judicial ha pretendido definirse como “la verdad sin poder en contra de un poder sin verdad”. En realidad, el surgimiento de sistemas disciplinarios y punitivos y especialmente de las instituciones de encierro de “menores”, así como las normas de una “verdad” administrada, han estado asociados a necesidades concretas del sistema de poder y no a una justicia institucionalizada separada y por encima de la sociedad como poder autónomo. Siguiendo los razonamientos de Foucault, la verdad jurídicamente administrada tiene que ver con el saber como poder y el surgimiento de profesiones asociadas a la gestión de la justicia. Aquí el poder muestra “su” realidad en correlación con la defensa de sus intereses y en la sanción de una “legalidad” que corporativamente le favorece y que muy poco tiene que ver con la defensa de los intereses de niños y niñas.

En la relación humano/inhumano, corre paralelamente la de infancia-adulto. El niño seria lo inhumano como anterior a lo humano puesto que es anterior al lenguaje. De acuerdo al “saber” adultocéntrico, cuando la infancia es abolida o abandonada allí aparecería lo humano. Gracias al lenguaje el hombre adquiere como una segunda naturaleza que lo hace apto para vivir una vida en común. Pero tal vez la humanidad consistiría en su inverso. Jean-Francois Lyotard lo plantea correctamente: “privado de habla, incapaz de mantenerse erguido, vacilante sobre los objetos de su interés (…), insensible a la razón común, el niño es eminentemente lo humano porque su desamparo anuncia y promete los posibles. Su retraso inicial con respecto a la humanidad, que hace de él el rehén de la comunidad adulta, es también lo que manifiesta a esta última la falta de humanidad de la que padece y lo que la llama a ser más humana”. Si hay algo que está cuestionado y que solo podríamos sostener con arrogancia es precisamente la humanidad de los adultos en la cultura presente. Porque es en la adultez en donde lo humano y lo feroz frecuentemente coinciden. Entonces, la tarea no sería el abandono de la infancia sino el retorno a la misma, a la indeterminación inicial del hombre de la que nació y continúa naciendo. Allí está la libertad, allí está lo posible.

Dadas las reflexiones anteriores, definir la cultura de la infancia como minoridad, es un acto de soberbia y violencia que representa el poder de los adultos. La infancia es esencialmente quiebre y ruptura. Es el nacimiento de lo nuevo y una apertura que se anuncia. Son los que nacen sin hablar y no hablan lo que los adultos hablan. Por estar fuera del lenguaje, son la posibilidad de sustentar la palabra. Ernst Bloch en su magistral interpretación de la utopía la definió como lo que “todavía no ha llegado a ser”. Ésta posibilidad de una nueva alternativa anticipada coincide con la infancia. Alternativa que expresa la exigencia de una esperanza que es la infancia de lo nuevo. Por eso, para cambiar la pesadez extenuante de la negatividad del mundo, ahora que jueguen los niños.



Eduardo Bustelo Graffigna, politólogo argentino, experto en administración pública y planificación social, consultor de Naciones Unidas en política social y combate a la pobreza, ex director de política social de UNICEF para América Latina, autor del libro “El recreo de la infancia”.
ENTREVISTA

Carlos E. Aramburú

“La primera infancia debe ser una agenda de Estado, no del gobierno”

Carlos E. Aramburú, antropólogo, profesor de la Universidad Católica y miembro del Grupo Impulsor Inversión en la Infancia, hace en la siguiente entrevista un balance de los tres primeros años del gobierno del presidente Ollanta Humala en lo relacionado a las políticas dirigidas a la primera infancia, y se refiere a los retos para mejorar la situación de la niñez, así como a la atención que se le da a los niños y niñas en la agenda electoral regional y municipal.

leer más...

NOTICIAS

A propósito del “Día del Niño”

La difícil realidad de los niños en el Perú

Recientemente se celebró el “Día del Niño”. Por qué más de un millón de niños están afectados con anemia y más de medio millón con desnutrición y cómo terminar con esta dramática realidad, qué hacer para darles a todos los niños una educación de calidad y una atención debida, cómo proteger su vida y sus derechos, son temas acerca de los cuales debemos reflexionar en esta fecha. Un informe sobre cómo están los niños en el Perú.

leer más...

Lo que el presidente Humala dijo y obvió sobre este tema en su mensaje ante el Congreso

Examen a la salud infantil

“Desde diciembre del 2014 todas las madres gestantes y los niños que nazcan en el país estarán protegidos por un seguro de salud, y en el año 2016 el 80 por ciento de la población tendrá acceso a ese derecho”, aseguró el presidente Humala durante su discurso ante el Congreso por Fiestas Patrias. Sin embargo, en el discurso presidencial estuvieron ausentes temas claves relacionados a la atención y desarrollo de la primera infancia, como la lucha contra la desnutrición y la anemia infantil.

leer más...

Aumento anual para este sector será del 0,5 por ciento del PBI

Incremento de presupuesto para la educación

En su mensaje por Fiestas Patrias, el presidente Ollanta Humala anunció que, a partir del año 2015, el presupuesto para el sector Educación tendrá un incremento anual de 4 mil millones de nuevos soles, con lo que para el año 2016 se llegaría a un 4 por ciento del PBI como presupuesto para este sector. Al inicio del actual gobierno era de 2,8 por ciento del PBI. En el Acuerdo Nacional se estableció, hace más de una década, que el presupuesto para la educación debía ser 6 por ciento del PBI.

leer más...

Casi el 30 por ciento de los niños no recibe lactancia exclusiva en los primeros seis meses

Lactancia materna en el Perú: ¿Cómo estamos?

Entre el 25 y 29 de agosto se desarrollarán en el Perú las actividades por la Semana de la Lactancia Materna, como parte de la Semana Internacional de la Lactancia Materna, celebrada entre el 1 y 7 de agosto de cada año. El objetivo de las actividades impulsadas por el Ministerio de Salud es promover los beneficios de la lactancia materna en la salud y desarrollo de los niños. Preocupa que uno de cada tres niños peruanos no reciba lactancia materna exclusiva en los primeros seis meses de vida.

leer más...

Solamente en los primeros seis meses del año

Más de 140 niños han fallecido a causa del frío

Año tras año, miles de niños siguen muriendo a causa del frío. Son muertes inaceptables, que se podrían evitar con políticas efectivas de prevención. Aunque el gobierno ha puesto en marcha el “Plan Multisectorial ante Heladas y Friaje 2014”, en los primeros seis meses del año ya han fallecido más de 140 niños menores de cinco años a causa de enfermedades producidas por las bajas temperaturas.

leer más...

En el marco de las elecciones regionales y municipales

Campaña “Vota por la Niñez” para lograr compromiso de candidatos a favor de infancia y adolescencia

El miércoles 27 de agosto, el Colectivo Interinstitucional por los Derechos de las Niñas, los Niños y Adolescentes, que integran 50 organizaciones de la sociedad civil y el Estado y coordina la Mesa de Concertación para la Lucha contra la Pobreza, lanzará, en el marco de las elecciones regionales y municipales 2014, la campaña “Vota por la Niñez”, a fin de posicionar en la agenda electoral la protección y promoción de los derechos de la niñez y la adolescencia.

leer más...

De acuerdo al informe presentando por las Naciones Unidas

Perú retrocede cinco posiciones en índice de desarrollo humano

A pesar de que el Perú mejoró ligeramente su nivel de desarrollo humano durante el año 2013, retrocedió cinco ubicaciones en el ranking mundial, de acuerdo al informe anual del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), presentado el 24 de julio en Tokio. Al ajustar el índice de desarrollo humano con el factor de desigualdad, el Perú retrocede varias posiciones.

leer más...

EXPERIENCIAS QUE VALE LA PENA CONOCER

ONG Minkando

Jóvenes voluntarios que trabajan por la niñez

Los niños y niñas que viven en situación de pobreza en Ayacucho, Ica y Lomas de Carabayllo, en Lima, son el centro de atención de la ONG Minkando (“trabajo en comunidad”), formada el año 2005 por un grupo de jóvenes universitarios. Son 11,500 niños y niñas de 0 a 14 años en situación de pobreza los que son atendidos por esta ONG, que les brinda talleres para a través del juego y el arte, como una educación no tradicional, mejorar sus capacidades y competencias.

leer más...

Plataforma de acción
TÉRMINOS Y CONDICIONES GENERALES DEL PORTAL WWW.INVERSIONENLAINFANCIA.NET
inversión en la infancia Bernard Van Leer Foundation Salgalú fundación telefónica
Calle Los Halcones 249 - Urb. Limatambo, San Isidro. Lima, Perú | 422 - 4241 | contacto@inversionenlainfancia.net